Archivo de la categoría: SANTIDAD DEL SÁBADO

SANTIDAD DEL SÁBADO

“EL CATOLICISMO HABLA”

“El Domingo es una institución Católica y sus demandas a observarlo pueden ser defendidas únicamente en principios Católicos… Desde el principio hasta el fin de las Escrituras no hay un solo pasaje que autoriza el cambio del día de la adoración pública semanal del último día de la semana al primero.” – “Catholic Press,” Sydney, Australia Agosto de 1900

“El Protestantismo, al descartar la autoridad de la Iglesia (Católica y Romana), no tiene buenas razones para su teoría referente al Domingo, y debe lógicamente de guardar el Sábado como día de descanso.” – John Gilmary Shea, en el “American Catholic Quarterly Review,” Enero de 1883

“Hacemos bien en recordarle a los Presbiterianos, Bautistas, Metodistas, y a todos los demás Cristianos, que la Biblia no los apoya en ningún lugar en su observancia del Domingo. El Domingo es una institución de la Iglesia Católica Romana, y aquellos que observan ese día observan un mandamiento de la Iglesia Católica.” – Priest Brady, en un discurso, reportado en el “News”, de Elizabeth, N. J., el l8 de Marzo. 1903

“Pregunta – ¿Tiene Usted alguna otra manera de probar que la Iglesia (Católica) tiene el poder para instituir días festivos de precepto?”
“Respuesta – Si ella no tuviese semejante poder, no hubiera podido hacer todo en lo cual los religiosos modernos están de acuerdo con ella: la Iglesia no hubiese podido substituir la observancia del Domingo, el primer día de la semana, por la observancia del Sábado, el séptimo día, un cambio para el cual no existe autoridad en las Escrituras.” – Stephan Keenan, en “A Doctrinal Catechism,” pág. 176

“La razón y el sentido común demandan la aceptación de una u otra de estas alternativas: el Protestantismo y la observancia y santificación del Sábado, o el Catolicismo y la observancia y santificación del Domingo. Un compromiso o acuerdo es imposible.” – “The Catholic Mirror”, 23 de Diciembre, 1893

“Dios dio sencillamente a Su Iglesia (Católica) el poder para disponer cualquier día o días que ella encontrara apropiados como días sagrados. La Iglesia escogió el Domingo, el primer día de la semana, y en el curso de los años añadió otros días como días sagrados.” – Vincent J. Kelly, “Forbidden Sunday and Feast-Day Occupations,” pág. 2

“Nosotros observamos el Domingo en vez del Sábado por que la Iglesia Católica transfirió la solemnidad del Sábado para el Domingo.” – Peter Geiermann, CSSR, “A Doctrinal Catechism”, edición 1957, pág. 50
 
“Nosotros tenemos en ésta tierra el lugar de Dios Todopoderoso.” – Papa Leo Xlll, en una Carta Encíclica, fechada 20 de Junio, 1894.

“No el Creador del universo, en Génesis 2:1-3,–sino la Iglesia Católica “puede reclamar al honor de haberle otorgado al hombre una pausa en su trabajo cada siete días.” – S. D. Mosna, “Storia della Domenica”, 1969, págs. 366, 367

“El Papa no es solamente el representante de Jesucristo, sino que él es el propio Jesucristo, escondido bajo un velo de carne.” – “The Catholic National”, Julio de 1895

“Si los Protestantes siguieran la Biblia, ellos renderían culto a Dios en el día del Sábado. Al guardar el Domingo ellos están siguiendo una ley de la Iglesia Católica.” – Albert Smith, Cancíller de la Archdiócesis de Baltimore, respondiendo por el Cardenal, en una carta fechada e1 10 de Febrero, 1920

“Nosotros definimos que la Santa Sede Apostólica (el Vaticano), y el Pontífice Romano tienen la primacía sobre todo el mundo.” – Un decreto del Concilio de Trent, citado por Phillippe Labbe y Gabriel Cossart, en “The Most Holy Councils”, tomo 13, col. 1167

“Fue la iglesia Católica la cual, por la autoridad de Jesucristo, ha transferido éste reposo (del Sábado Bíblico) a el Domingo… Así pues, la observancia del Domingo por los Protestantes es un homenaje que ellos rinden, a pesar de ellos mismos, a la autoridad de la Iglesia (Católica).” – Monseñor Louis Segur, “Plain Talk about the Protestantism of Today”, pág. 213

“Los Protestantes… aceptan el Domingo en vez del Sábado como el día para su adoración pública después que la Iglesia Católica hizo el cambio… Pero la mente Protestante no parece reconocer que… al observar el Domingo, ellos están aceptando la autoridad del interlocutor de la iglesia, el Papa.” – “Our Sunday Visitor”, 5 de Febrero, 1950

“Nosotros, los Católicos, entonces, tenemos precisamente la misma autoridad para santificar el Domingo en vez del Sábado, como tenemos para cada otro artículo de nuestro credo, es decir, la autoridad de la Iglesia… mientras que ustedes los Protestantes realmente no tienen ninguna autoridad; pues no hay autoridad para ello en la Biblia (el santificar el Domingo), y ustedes no permiten que pueda haber autoridad para ello en otro lugar. Tanto Ustedes como nosotros, seguimos las tradiciones en este asunto; pero nosotros las seguimos creyendo que son parte de la Palabra de Dios y que la Iglesia (Católica) ha sido divinamente nombrada guardián e intérprete; ustedes siguen a la Iglesia (Católica), a la misma vez denunciándola como una guía falible y falsa, que á menudo ‘ha invalidado el mandamiento de Dios por la tradición,’ citando Mateo 15:6.” – Los Hermanos de San Pablo, “The Clifton Tracts”, tomo 4, pág. 15

“La iglesia cambió la observancia del Sábado para el Domingo por el derecho divino y la autoridad infalible concedida a ella por su fundador, Jesucristo. El Protestante, proponiendo la Biblia como su único guía de fe, no tiene razón para observar el Domingo. En esta cuestión, los Adventistas del Séptimo Día son los únicos Protestantes consistentes.” – “The Catholic Universe Bulletin”, 14 de Agosto, 1942, pág. 4

                                          “EL PROTESTANTISMO HABLA”

Bautista: “Había y hay un mandamiento acerca de guardar el Sábado, pero ese día Sábado no era el Domingo. Sin embargo se puede decir, y con muestra de triunfo, que el Sábado fue transferido del séptimo día al primer día, con todos sus deberes, privilegios y sanciones. Con un ardiente deseo sobre este tópico, que he estudiado durante muchos años, yo pregunto, ¿donde puede encontrarse el archivo de esta transacción? No en el Nuevo Testamento – ahí no hay nada. No hay evidencia bíblica del cambio de la institución del séptimo día al primer día.” – Dr. E. T. Hiscox, autor del “Baptist Manual”

Congregacionalistas: “Está muy claro que por muy rígido o consagrado que pasemos el Domingo, no estamos guardando el Sábado… El Sábado fue fundado sobre un mandamiento específico y divino. No podemos encontrar un mandamiento específico del Domingo … No hay una sola línea en el Nuevo Testamento que sugiere que incurrimos alguna pena por violar la supuesta santidad del Domingo.” – Dr. R. W. Dale, “The Ten Commandments”, págs. 106, 107

Iglesia Libre Luterana: “Cómo no se pudo producir un solo lugar en las Sagradas Escrituras que testifican que el Señor mismo o los apóstoles ordenaron una transferencia del Sábado al Domingo, entonces no era fácil contestar la pregunta: ¿quién ha transferido el Sábado y quién tiene la autoridad para hacerlo?” – George Sverdrup, “A New Day”

Episcopal Protestante: “El día ahora ha cambiado del séptimo al primer día… pero como no encontramos con alguna dirección Bíblica tal cambio, concluimos que fue hecho por la autoridad de la Iglesia.” – “Explanation of Catechism”

Bautista: “Las Escrituras no le llaman en ningún lugar a el primer día de la semana el Sábado… No hay autoridad Bíblica para hacerlo, ni por supuesto, alguna obligación Bíblica.” – “The Watchman”

Presbiteriana: “No hay ni una palabra, ni insinuación en el Nuevo Testamento sobre la abstinencia del trabajo el Domingo. La observancia del Miércoles de Ceniza tiene su fundación sobre la misma base que la observancia del Domingo. Dentro del descanso Dominical no entra la Ley Divina.” – Canon Eyton, en “The Ten Commandments”

Anglicana: “¿Y en donde se nos dice en las Escrituras que hemos de guardar el primer día? Se nos exige que guardemos el séptimo; pero en ningún lugar se nos exige la observancia del primer día.” – Isaac Williams, “Plain Sermons on the Catechism”, págs. 334, 336

Discípulos de Cristo: “No hay autoridad Bíblica designando el primer día como el ‘Día del Señor.'” – Dr. D. H. Lucas, “Christian Oracle”, 23 de Enero, 1890

Metodista: “Es verdad que no hay un mandato positivo para el bautismo infantil; Ni tampoco hay alguno para guardar santo el primer día de la semana. Muchos creen que Cristo cambió el sábado. Pero, de Sus propias palabras, vemos que no vino con ese propósito. Aquellos que creen que Jesús cambió el Sábado lo basan solamente en una suposición.” – Amos Bimney, “Theological Compendium”, págs. 180, 181

Episcopal: “Hemos hecho el cambio del día séptimo al primer día, del Sábado al Domingo, sobre la autoridad de la única sagrada, católica, y apostólica iglesia de Cristo.” – Obispo Seymour, “Why We Keep Sunday.”

Bautista del Sur: “El nombre sagrado del día Séptimo es ‘Sábado.’ Este hecho es demasiado obvio para refutar (Éxodo 20:10)… En este punto la enseñanza de la Palabra ha sido admitida en todas las generaciones… Ni una vez los discípulos aplicaron la ley Sabática al primer día de la semana — esta locura se realizó en un tiempo futuro — ni pretendieron que el primer día suplantara el séptimo.” – Joseph Judson Taylor, “The Sabbath Question,” págs. 14, 15-17,41

Congregacionalista Americana: “La noción actual, que Cristo y Sus apóstoles autoritariamente sustituyeron el primer día por el séptimo, es absolutamente sin autoridad en el Nuevo Testamento.” – Dr. Layman Abbot, en “Christian Union,” 26 de Junio, 1890

Iglesia Cristiana:
“No hay testimonio en todos los oráculos del cielo que el Sábado ha sido cambiado, o que el ‘Día del Señor’ vino en su lugar.” – Alexander Campbell, en “The Reporter,” 8 de Octubre, 1921

Bautista: “Se me hace inexplicable que Jesús, durante tres años de discusiones con Sus discípulos, en muchas oportunidades conversando con ellos sobre el Sábado, cubriendo sus varios aspectos, librándolo de todo su brillo falso (tradiciones Judías), nunca aludió a la transferencia de ese día; ni tampoco, durante los cuarenta días después de Su resurrección, lo insinuó. Ni, hasta donde sabemos, el Espíritu, que les fue dado para recordar todas las cosas que Él les habia dicho, trató esta pregunta. Ni los apóstoles inspirados, en su trabajo de la predicación del evangelio y la fundación de iglesias, aconsejando e instruyendo, discutieron este tema.
“Claro, yo sé muy bien que el Domingo vino a entrar en la historia de los primeros Cristianos como un día religioso, como aprendimos de nuestros padres Cristianos y otras fuentes. Pero que lástima que haya venido con una marca del Paganismo y bautizado con el nombre de ‘el dios sol’, entonces adoptado y santificado por la apostasía Papal y legado como una legacía sagrada al Protestantismo.” – Dr. E. T. Hiscox, reportaje sobre su sermón en la convención Ministerial Bautista en el “New York Examiner,” 16 de Noviembre, 1893

La santidad dominical no se exige ni se practica en la Biblia

Puedes bajar este PowerPoint explicativo   Cambio del Sábado

Anuncios